La fortuna sonríe a algunos blesinos (1916)

Indice

Diciembre de 1916.

Como recuerda esta noticia, varios vecinos del pueblo se vieron agraciados por un segundo premio de la lotería de Navidad. Algo excepcional en aquellos tiempos en que no habría tanto dinero de sobra como para jugarlo.

En 2011 lo hemos ampliado con las noticias de la parte de familiares de Blesa que compraron y enviaron el décimo a Blesa. Es sumamente interesante el saber cómo hallaban los periodistas de la época (1916) a los afortunados para hacer los reportajes, similares a los actuales. Debían de ser más sagaces, perspicaces casi detectivescos para tener sus reportajes de actualidad en una época con pocos medios de telecomunicación (apenas telégrafos y teléfonos en algunos lugares).

Blesa. El Noticiero.
Martes, 26 de diciembre de 1916.
La Lotería. Religiosas. El tiempo.

Blesa. De impresiones y comentarios fue el de ayer en éste pueblo. Del número 25.000 de la lotería grande, se llevaba aquí un décimo, y treinta pesetas de participación en otro, de modo que han tocado a Blesa (setenta y ocho mil duros). Los afortunados son pocos, unos veinte, y está en ellos todo el elemento oficial, alcalde, juez, cura párroco, secretario, médico, farmacéutico, veterinario, los dos maestros nacionales y los propietarios Fabián Ruiz, Miguel Ruiz, Pedro Arnal, Pablo Marco, industrial señor Blasco y cinco o seis más de clase más humilde.
Según se cuenta, los favorecidos tienen intención de ir todos a cobrar a Madrid, en una de cuyas administraciones adquirieron el número.
Que sea enhorabuena y que aproveche, paisanos afortunados; hay entre ellos tres que cobran de quince mil duros para arriba.

Nota curiosa: Mariano Artigas, favorecido con 3.000 pesetas, jornalero, encontrose hace ya meses una peseta en el campo; al llegar a casa, dijo a su mujer que aquella peseta era de suerte y que la había de jugar a la Lotería de Navidad; la mujer varias veces quiso gastarla en las necesidades domésticas, pero al ver la fe de su marido, cumplió su encargo ... y lo acertó.

Las Hijas de María, reorganizadas recientemente y favorecidas por el señor Arzobispo con una ara consagrada para el nuevo altar que han erigido a su linda imagen, han celebrado sus cultos anuales con solemnidad y pompa nunca vista. Adornado primorosamente el altar mayor, destacaba bajo dosel de damasco azul, regalo de la señora viuda de Llort, la lindísima escultura de la Purísima, obra del escultor de esa señor Borja, entre plantas y luces. Predicó el señor cura doctor don Melitón Beltrán, como siempre. La capilla dirigida por el señor farmacéutico, soberbia, cantando una misa coral de Perossi y motetes durante la concurridísima comunión general, y por la tarde, lo mismo que durante la novena, las congregantes Srtas. Cristina Ruiz, Florinda Serrano, Rosa Nuel, Felisa Salas, Alicia Nuez, Patro Pérez, Teodora Simón y L. Pérez, muy bien, cantando inspiradísimas letrillas y Bendita Sea, de Camo. Nos sorprendió gratamente la procesión del último día de la novena; cuatro niñas de la escuela, acompañadas por todas las alumnas y las congregantes con velas, pasearon triunfalmente en artísticas andas otra imagen de la Inmaculada, propiedad del señor cura, que ha puesto a disposición de la Asociación para éstos actos. Muy bien por las jóvenes de Blesa, que así responden y secundan el celo del nuevo señor cura, a quien tanto respetan y estiman todos los vecinos sin distinción.

Desde el próximo mes de enero tendrán función mensual el primer sábado de cada mes, para lo cual han pedido y obtenido licencia y gracias del excelentísimo Prelado, a quien respetuosamente agradecen, así como el donativo del ara.
El tiempo inmejorable, el mercado nulo, la salud excelente.

Corresponsal

La suerte loca

Aún ha llegado algo del segundo gordo.
Si no a nosotros a la provincia, saliendo agraciados los señores médico y farmacéutico de Blesa.

Diario Turolense (periódico independiente defensor de los intereses de la provincia) 23 de diciembre de 1916. (Año III Número 834)

Este año la diosa Fortuna no se ha acordado de Teruel, pues no sabemos mas que de un premio o dos de los pequeños y algún reintegro; pero como la esperanza es grande esperaremos otro añito para ver si somos más afortunados.

En cambio se nos dice que en el pueblo de Blesa hay dos décimos del tercer premio y que al farmacéutico D. Luciano Yuste, antiguo amigo nuestro, le han tocado treinta mil duros, estando todo lo demás repartido en el pueblo.

Ojala sea esto verdad les deseamos a los agraciados para que pasen un buen año.

En otras noticias sociales del mismo diario, como la del 15 de enero de 1917 figura como "D. Luciano Juste."

La noticia no entraba en más detalles, pero los recuerdos de los blesinos van más allá. Nos dijeron que fue el tercer premio de la lotería el que cayó en Blesa, aunque cuando hemos consultado la tabla de premios en El Noticiero del 23 de diciembre resultó ser el segundo, premiado con 3.000.000 de pesetas. También recuerdan que el premio fue repartido, aunque quizá las personas nombradas fueran especialmente agraciadas.
Según me contaron, la mayor parte de los premios (390.000 pesetas) fueron invertidos en la compra de tierras, sobre todo en los huertos de la Vega y en campos cercanos al término de Huesa, que seguramente vendieron aquellos a los que no había tocado la lotería o tenían muchas tierras propias.

Por otro lado, las mencionadas "Hijas de María" no son sino una cofradía de algunas mujeres solteras del pueblo, similar a la del "Sagrado Corazón" que incluía a mujeres casadas.
En el resumen de estas noticias, como apareció publicado en el libro de fiestas, se hacía referencia al comienzo de las obras de la ermita del Pilar, detalle que al parecer no fue publicado en El Noticiero.

En verano de 2007 nos contaron más detalles de este afortunado premio. Entre mediados de 1916 y 1919 fue alcalde de Blesa Gabriel Ruiz (hijo de César Ruiz, el pastelero y cerero que muchos blesinos recordarán). Fue Gabriel quien repartió la lotería en Blesa. Se da la circunstancia de que, la que era su esposa era prima hermana de Miguel Artigas, el director de la Biblioteca Nacional, que fue quien se la envió.

Nota: Este artículo apareció publicado, resumido, en el libro de fiestas en Honor de Santa Ana de 1994. La fecha de publicación que indicamos aquí es en la que realmente apareció esta noticia, en lugar de la del 24/12/1916, que constaba en el libro por error.

Han pasado varios años y las hemerotecas nacionales han comenzado a ser digitalizadas, y además con interpretación de los textos, por los que se puede buscar. Es una herramienta que valoramos hasta lo indecible. Gracias a la hemeroteca digital de la Biblioteca Nacional de España (http://hemerotecadigital.bne.es) hemos podido hallar estas noticias que siguen.

La noticia anterior estaba algo coja. No mencionaba los nombres de algunos ganadores (el médico y el veterinario), no hablaban de quién lo había remitido desde Madrid, que ha resultado ser un blesino que era maestro allí. He aquí la sucesión de detalles, especialmente entrañables algunos.

En "La Época" (Madrid) 23 de diciembre de 1916

Sobre el premio de la lotería de Navidad 1916.
En Madrid
El segundo premio. Nuevos detalles.

...en la administración de la calle de Vilarde...
El maestro de Escuela D. Francisco Nuez adquirió dos décimos, de los que dio algunas participaciones, entre ellas una a un sacerdote de San Marcos llamado D. Tomás Bárcena.
Uno de los décimos los envió a Blesa (Teruel).
[...]

En "El Liberal" (Madrid) de 23 de diciembre de 1916

El Segundo. 25.000. Tres millones de pesetas.
El establecimiento expendedor. El 25.000 pertenece a la administración de Loterías de la calle de Velarde, 3. [...]

El «botones», el caballero y el clero parroquial.- Dos décimos bien repartidos.
Por el hilo se saca el ovillo, y por el «botones» de «El Parlamentario» «sacamos» el nombre del afortunado comprador de dos décimos.
El mencionado "botones" al oír "por su propio oído" vocear en el café de la Paz el 25.000 y su brillante acompañamiento de los tres millones, prorrumpió en gritos inarticulados, que el "reporte" -allí presente- tradujo como vivas a la Dirección general del Tesoro o, por lo menos, a al Casa de la Moneda.
- [...]
Después explicó que un pariente de ellos -de su familia-, D. Francisco Nuez, había regalado a su madre (a la del "botones") dos pesetas de participación en el número 25.000.
Emiliano Ventosa, que así se llama el "botones", nos puso sobre la pista del señor Nuez.
Este señor, que es licenciado en Filosofía y Letras, adquirió dos décimos del billete agraciado. Sin duda fue él el caballero a que aludió el dueño de la lotería de la calle de Velarde.
Además de la participación de dos pesetas que otorgó a Elvira Fernández (la madre del "botones"), el Sr. Nuez ha repartido las siguientes:
- A D. Tomás Bárcena, cinco pesetas.
- A D. Carlos Villar, cura de la parroquia de los Dolores, otras cinco.
- A la señora viuda de Anguiase (?), tres pesetas.
- A D. Eduardo Sanz, dos.
- Al teniente mayor de la parroquia de San Marcos, D. Valerín Yuste, cinco.
También ha enviado participaciones a D. Timoteo Malla (sic) y D. Graciano Juste, médico y veterinario, respectivamente de Blesa (Teruel).
En fin, que el afortunado Sr. D. Francisco Nuez no ha querido ser acaparador al uso, es decir, al abuso, y ha tenido en cuenta el adagio de «lo bien repartido bien sabe».

"La Nación" (Madrid) 23/12/1916

Dos décimos más.
[...]
Luego explicó que a esta le había dado una participación de peseta un tío de él, llamado D. Francisco Nuez, que vive Eloy Gonzalo, 7.
Fuimos a ver al Sr. Nuez, y aunque éste no quiso recibirnos, una sobrina suya, guapa y amable, nos dijo que su tío compró dos décimos del número premiado.
Uno de ellos, lo envió a Blesa (Teruel), su pueblo natal, y el otro lo repartió entre los vecinos de la casa donde vive, reservándose una cantidad que ella no podía precisar.
También sabía que llevaban participaciones los párrocos de Chamberí y de los Dolores, a cada uno de los cuales corresponden 3.000 duros.


BNE. Mundo Gráfico. 1916. Lugar donde se vendió el 2º premio de la lotería de Navidad, y tienda de uno de los premiados.

"Heraldo de Madrid" 22/12/1916

Aquí encontramos detalles aún más próximos de cómo aconteció aquel día. Dada la poca presencia de radios y la inexistencia de la televisión, el papel de la prensa para dotar de emoción al sorteo y el día posterior era vital. Los reporteros debían hacer auténtica investigación.

 

«[...] Con estos detalles, como se ve casi nulos, nos dispusimos a buscar un alfiler en el mar, pues tal resultaba nuestra empresa. Hicimos un gran cartelón en que se leía: "Heraldo de Madrid. El segundo premiado, en Chamberí, núm. 25.000", y en un soberbio coche de punto nos lanzamos con el popular Alfonso a recorrer el barrio, donde, al enterarse por el cartel de la suerte que había tenido, no era difícil que diésemos con los afortunados.

Así sucedió, en efecto, pues al terminar de recorrer varias calles, en la de Eloy Gonzalo un chico nos dijo: "En el número. 7 de esta calle ha caído el segundo premio", y allá fuimos en busca de noticias. Ascendimos hasta el tercer piso, donde en el cuarto de la derecha vive D. Mariano Ventosa. Llamamos y nos abrió una joven, que a pesar de ser las once de la mañana se hallaba haciéndose la "toilette". Sin preámbulos de ninguna clase la dijimos:

- ¿Usted juega el núm. 25.000?
- Sí, señor; ¿por qué lo preguntan ustedes?
- Porque les ha caído el segundo premio.

La alegría de la citada joven no tuvo límites.

Le preguntamos quién la había dado la participación y nos dijo que un señor llamado D. Francisco Nuez, que vivía en la misma casa, en el piso segundo. Bajamos el tramo de escalera y llamamos en el cuarto del Sr. Nuez. Nos recibió una señorita y después de enterarnos de que D. Francisco se hallaba en casa, la suplicamos que nos recibiese, pues le íbamos a dar una noticia bonísima. Don Francisco salió y le manifestamos que le había correspondido el segundo premio en el número 25.000.

- ¿Están ustedes seguros? - nos dijo.
Le convencimos y dió muestras de gran alegría.

Don Francisco es licenciado en Filosofía y Letras. Compró dos décimos del 25.000, y uno le envió al pueblo de Blesa (Teruel), para el médico de dicho pueblo, D. Timoteo Martín y para el veterinario, D. Luciano Juste. D. Francisco, en el otro décimo, se reservó seis duros, que son los que juega, y dio las siguientes participaciones.

A los sacerdotes de la parroquia de Chamberí, a D. Ricardo Miguel del Corral, 10 pesetas; al teniente mayor de los Dolores, D. Carlos Milla, 10; a la viuda del Sr. Anguiano, tres; dos, a D. Eduardo Sanz; cinco a D. Valentín Juste, y una peseta 50 céntimos, al teniente mayor de San Marcos, D. Tomás Bárcena, que vive en el número 8 de la misma calle de Eloy Gonzalo.

Al enterarse los vecinos de dicha calle de la gran suerte que habían tenido los que habitan en la casa núm. 7, se reunieron en grupos frente a dicha casa, comentando el fausto suceso, y la noticia cundió rápidamente por el barrio.

La alegría que allí reina es grande, y a los afortunados damos la enhorabuena.»

Y terminamos este artículo mostrando una imagen de aquellos décimos de lotería de 1916, como el que resultó premiado, que hemos recibido por cortesía del Archivo Histórico-Museo de Loterías del Estado (C/ Capitán Haya, 53 - 28020 Madrid. Telef. 91 59 62 791).

Imagen por cortesía del Archivo Histórico-Museo de Loterías del Estado
Imagen por cortesía del Archivo Histórico-Museo de Loterías del Estado (de España)

¡Qué bonitos eran aquellos décimos!
La comisión de fiestas de Blesa de 2016 podría pensar si jugar el número 25.000, en conmemoración del premiado 100 años antes.

Prensa citada:
La época (Madrid), El Liberal (Madrid), La Nación (Madrid), Heraldo de Madrid (Madrid), El Noticiero (Zaragoza), Diario Turolense (Teruel), Mundo Gráfico (Madrid).